viernes, 3 de octubre de 2014

Llanos de Trujillo, las aves invernantes van llegando.

Esta tarde he estado en los llanos de Trujillo, en concreto en los llanos comprendidos dentro del triángulo que forman las poblaciones de Trujillo, La Cumbre e Ibahernando que son los únicos llanos del entorno de Trujillo que tienen la declaración de ZEPA, a pesar que en el entorno de Trujillo existen otras zonas de gran importancia para la conservación de algunas especies de aves esteparias como la avutarda o el sisón que no están amparados por ninguna figura de protección.
Entre las especies de aves esteparias observadas he contado con las siguientes observaciones:

Avutarda: 1 macho.

Sisón: Un grupo de 9 ejemplares que he visto en vuelo.
 
Ortega: Un ejemplar volando a mucha altura en un vuelo pausado para el vuelo tan rápido al que me tiene acostumbrado esta especie y reclamando continuamente, como si estuviera buscando al resto de la bandada.

Otras especies propias de estos llanos han sido la abubilla con numerosos ejemplares observados, mochuelo europeo con 2 ejemplares observados y numerosas calandrias, trigueros y gorriones morunos.

Al inicio  hacía referencia a que los invernantes están llegando y eso lo he notado con la llegada de numerosos bisbitas pratenses que hoy ya se contaban por decenas, las primeras alondras, una hembra de aguilucho pálido, los milanos reales se empiezan a hacer frecuentes, las avefrías también han tenido un notable incremento en su número, ya a las bandadas veraneantes que llevaban por estos llanos desde finales de Julio se han sumedo muchas otras, lo que ha permitido observar un grupo de más de un centenar y otros 3 más pequeños de entre 20 y 40 avefrías.
 
 
En cuanto a las aves están en  paso, como es el caso de migradoras transaharianas como la collalba gris he podido observar todavía varios ejemplares y en cuanto a las estivales, todavía hay algunas que se resisten a marcharse, como es el caso de una culebrera que he observado a última hora de la tarde.
 
También me he asomado al Embalse de la Cumbre, que como norma general suele ser siempre un embalse muy tranquilo en cuanto a aves, en este lugar he  observado varios cucharas (5), cercetas comunes (8), 2 andarríos grandes, 5 agachadizas comunes, 2 martines pescadores y al llegar a la cola del embalse me he encontrado con un zorro que lucía un tupido pelaje invernal y ha salido corriendo al verme.
 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada